Desfachatez: mi palabra

Pocas veces he dicho “te amo” por el poder que esta frase evoca. Las palabras son cremita de verdad. No pueden usarse por usarse. Poquitas a los benditos.  Viernes: Fui a una boda donde conocía sólo a dos personas. Cosa rara en esta ciudad que esta ya vacía y tiende a convertirse en un álbum…